Presiona "Enter" para comenzar tu búsqueda

Así ocurre la nutrición celular en el ser humano.

  • 18 mayo 2017

Cuando nos estamos llevando un pedazo de filete a la boca no pensamos que, en realidad, su fin último es la nutrición celular. Las células siempre han sido descritas como los bloques con los que se construye nuestro organismo, nuestra materia prima. Comemos para que nuestros bloques sigan resistiendo, para seguir viviendo.

¿Qué es la nutrición celular? ¿Cómo ocurre? En nuestro artículo te adentraremos en nuestra fascinante vida interna. Sigue leyendo para que aprendas cómo hacen las células para mantenernos con vida.

 

Descarga nuestra guía gratuita: Tecnología y salud. Las 10 tendencias que definirán el futuro del sector sanitario

 

¿Qué es la nutrición celular?

Clásicamente, la nutrición celular se ha definido como:

“Conjunto de procesos mediante los cuales las células obtienen la materia y la energía necesarias para realizar sus funciones vitales”.

En el ser humano la nutrición es heterótrofa, lo que significa que la célula se nutre de materia orgánica ya formada, al contrario de la nutrición autótotrofa, característica de las plantas, que utilizan material inorgánico como sales minerales.

En la nutrición heterótrofa las células son capaces de producir su propia energía, pero hay más: crean otras sustancias orgánicas complejas, como las proteínas que nos permiten crecer, restaurar estructuras y tejidos dañados.

¿Cómo ocurre la nutrición celular?

Todo comienza cuando ingerimos alimentos, a partir de ahí se suceden una serie de eventos en nuestro organismo que llevan a la nutrición celular. La digestión, en sus diferentes fases, descompone los alimentos ingeridos en unidades más simples que pueden ser utilizadas por las células, como la glucosa o los aminoácidos.

Estas moléculas son llevadas por la sangre hasta los diferentes grupos celulares, en un proceso dirigido por el sistema nervioso. De la sangre pasa al líquido intercelular, donde quedan a disposición de las células. A partir de ahí se pueden identificar varias fases de la nutrición celular:

  • Incorporación de sustancias: mediante estructuras específicas, como las vacuolas, las células llevan los nutrientes a su interior.
  • Digestión de sustancias: similar a lo que sucede en el estómago y en el intestino, una vez los nutrientes están dentro de la célula, en forma de vacuolas, son descompuestos en unidades aún más simples gracias a las enzimas que vierten los lisosomas, unos orgánulos celulares. Estas sustancias más simples atraviesan las paredes de las vacuolas y se distribuyen por el citoplasma de la célula.
  • Metabolismo: tal vez la fase más importante y por la cual ha ocurrido todo lo anterior. Tiene lugar en el citoplasma. Consiste en una serie de reacciones químicas que llevan a la producción de energía que necesita la célula para funcionar y, además, se sintetizan sustancias orgánicas esenciales para nuestro cuerpo. El metabolismo celular cuenta con dos procesos fundamentales:

a.Catabolismo: con el oxígeno que incorporamos del medio y parte de la materia orgánica generada durante la digestión se produce la energía bioquímica. En este proceso también se generan compuestos que la célula tiene que expulsar porque son tóxicos, como el dióxido de carbono. El catabolismo también es conocido por el término de respiración celular.

b.Anabolismo: con la energía creada y las sustancias orgánicas sencillas, se sintetizan grandes moléculas orgánicas.

  • Eliminación de residuos: ya mencionamos que en las fases anteriores no solo se producen sustancias y energías indispensables para la vida, sino además compuestos que pueden resultar tóxicos y que se expulsan al exterior a través de la membrana celular.

 

CTA - Tecnologia y salud